21 de agosto de 2010

Borges en mí...

Días de letras. Tiempos de perderme entre sus líneas y que invada tanto el placer, como la idea certera de no llegar jamás a consumar algo tan genuino, tan genial. Esa es la palabra, laberintos y espejos que convergen en la genialidad, desmedida, profética.

Maipú, su última calle. Me detiene una placa, la huella.
El tiempo sin tiempo me transporta y conduce en sus pasos. Descubro una vez más la individualidad a pesar de la búsqueda del colectivo. Huelo sus primeras ediciones. La emoción se instala, levito, y me pienso en el año 74 cuando ignoraba por completo que desde esa esquina que miraba mi plaza, la suya, mi padre y él eligieron los poemas que se presentarían aquella noche del San Martín. Vuelvo al hoy y reparo en la casualidad-causalidad que me condujo a aquel encuentro que bastó para saber que él también había estado ahí, inmerso en su propio laberinto, recitando las letras de su amigo, a aquellos atardeceres.
No dudo que 1964 estuviera entre sus obsesiones, poco sentido tendría si no, la que provoca en mí desde los seis años. Y la que en enero último, cobró razón nuevamente.
Te estabas yendo mientras mis ojos una vez más recorrían "la muerte ese otro mar, esa otra flecha que nos libra del sol de la luna y del amor"...
Elijo perderme en su Galería del Este, su otro hogar, el que albergaba la casa de letras que más amó. Y así llega el oro de los tigres más antiguos a mis manos, junto con otra historia universal de la infamia, y no me bifurca pero me detengo en los hombres y engranajes de Sábato, prometiéndome recorrer su tierra.
Necesitaba tenerlos conmigo, aunque lo lleve en la sangre. Busco pero no encuentro, nada ni nadie que lo iguale...
Me reconozco en Dublinesca y me zambullo en La ciudad nerviosa, Los hijos sin hijos y Los suicidios ejemplares de Vila Matas. Sigue creciendo todo Clarice en mis estantes, no se detiene, aunque aún no haya llegado el tiempo.
Se eriza la piel con El mito discretísimo del maestro Don Mario en la piel de Hortensia Campanella. Estremece el alma el camino que emprenderé este lunes, descubrirme en ella, en Virginia, que llena los ojos de lágrimas. La que reconozco en El cuarto propio que toda mujer debe tener, si quiere ser letras...
Lo sueño por segunda vez en la vida. Le pregunto por qué, por qué razón no te reconoció, hermanito. Le pregunto si tu mamá de verdad se lo dijo...
Al instante, y sin la respuesta, él sos vos, y te llevo en mis brazos. Tenés alrededor de cinco años, atento esperás saber la respuesta...

15 comentarios:

Escribir es seducir dijo...

ROCHIS ME EMOCIONÉ CON LA SEGUNDA LECTURA. POR CUANTOS CAMINOS NOS LLEVAN LOS LIBROS. QUE DEBILIDAD!!!!!. LAS PRIMERAS EDICIONES, LEÍ EN ALGÚN LADO QUE ANTES QUE DECIRLES LIBROS VIEJOS, ES MEJOR PENSAR QUE SON LIBROS CON MUCHA VIDA.
OJALÁ EL LUNES ESTEMOS JUNTAS DESENROLLANDO ESTE OVILLO GIGANTE QUE ES VIRGINIA WOOLF.
SU BORGES, INTACHABLE.

BESOS NOS VEMOS!!!!

Any dijo...

Justo hoy estaba escuchando una entrevista a Maria Kodama, que no es ciertamente de mis personajes preferidos, pero indudablemente la mina maneja el legado muy bien, hace que a uno le den ganas de leerlo.
Por donde empezar? Porque algún día tendrá que ser ...
buen finde

El Gaucho Santillán dijo...

Cuantos recònditos pensamientos se desatan con la "palabra".

Muy bien escrito, amiga. encomiable.

Un abrazo.

H. Chinaski dijo...

Querida Rochitas
Tu erudicion me abruma
Estas a un nivel que, el comun de los mortales (entre los que me incluyo) no alcanza. ;P
Navegar por tus procelosas letras puede ser una experiencia casi paranormal.

Besos Roch

La paciente nº 24 dijo...

Yo también elijo perderme [me encantó la frase], en un cuarto propio lleno de arena, para eso de ser una mujer de letra, da igual qué letra.

Emocionanate texto.

TORO SALVAJE dijo...

Coincido con Chinaski.
Cuando acabo de leerte me pregunto si pertenecemos a la misma especie.

Besos aturdidos.

Rayuela dijo...

me inclino ante sus letras, Rochies


mil besos*

Alicia JLB dijo...

Rossina, realmente bello, sentis tan fuerte que nos hacés sentir con vos, un beso, Alicia.

mi nombre es alma dijo...

Siempre es tiempo de perderse entre letras, en laberintos y espejos de palabras bien dichas y bien escritas.

Rochitas dijo...

LULU, y al final el lunes no comenzó a desandar el camino de Virginia con Rochies...
Adoré la frase sobre los libros con mucha vida.

ANY, tampoco la mía. Sin embargo I have picture with her...
Tremendo y eterno litigio entre ella y los biógrafos, entre la fundación y la SADE.
Empiece por el laberinto de espejos que yo la conduzco al centro, por donde según Borges está la salida.
http://delaberintosydeespejos.blogspot.com/
GAUCHO, gracias por elogiar la escritura.

CHINASKI, ¿no será mucho? ¿y ud que me introdujo en Bukowski? ¿y ud y sus impecables escritos?

PACIENTITA, ud ya lo es. Ese cuarto propio ya lo tiene. Es más, tiene todo un pabellón ;)

TORITO, sabe bien que sí. No se haga el humilde TORITO ATURDIDO...

RAYUELA, y yo ante las suyas ;)

ALICIA, MY FAVOURITE TEACHER IN THE WORLD, ud lo hace en vivo y en directo...

ALMA, le aseguro que jamás cesan esas ganas. Cada escrito es un laberinto colmado de mensajes y otros autores que nos conducen a otros nuevos caminos. Esa ha sido también la magia de Borges. Ahí la espero, entre la laberintos y espejos, no se pierda a Borges y Shakespeare.
http://delaberintosydeespejos.blogspot.com/

Malvada Bruja del Norte dijo...

Me encanta esto que has hecho mezclar autores, libros, con tus momentos de infancia y no tan infancia. Algunos libros, versos, poetas, estrofas, música y viento nos acompañará desde aquel día a este momento.

La Peor de Todas dijo...

Rochitas, qué buen escrito!! Qué cóctel maravilloso de letras y sentimientos que nos regala!! Me emocionó mucho, la felicito.

Sunshine dijo...

Realmente hermoso lo que escribís, poesía que mueve al alma, don que no se regala ;)

blasblog dijo...

tu blog es un puerto inesperado en el navegar del cyberespacio; muy interesante con tantas ideas compartidas; un feliz encuentro.
gracias por pasar y comentar mi blog
un saludo
Blas
Ps. no vivo en Sorrento, he pasado solo unos dìas de reposo e inspiraciòn.

Amelita dijo...

Rossina;
me conmovés...es muy profundo lo que sentís...¡Adelante!
Amelita

 
design by suckmylolly.com.